Historia y Datos de Interés

 

OMEGA

La compañía fue fundada en 1848 en La Chaux-de-Fonds (Suiza) por un jovencísimo Louis Brandt. Éste dedicó  toda su vida al ensamblaje de relojes con piezas suministradas por otros relojeros locales, y fueron las siguientes generaciones (sus dos hijos Louis-Paul y César) los que dieron el gran salto y empezaron a producir sus propios movimientos.

En 1880 la compañía se trasladó a la ciudad de Biel/Bienne con el objetivo de encontrar más mano de obra y aumentar así su producción. En 1894 obtuvieron un gran éxito creando su primer calibre de producción propia. Louis-Paul y César Brandt murieron en 1903, dejando una próspera compañía que producía 240.000 relojes al año y empleaba a 800 trabajadores. La empresa fue heredada por 4 descendientes. Paul-Emile Brandt, el mayor de todos ellos, sería el director de la empresa durante los próximos cincuenta años.

Tras la primera Guerra Mundial, la compañía se vio obligada a fusionarse con Tissot, formando así en Ginebra el grupo relojero SSIH. En 1948 para conmemorar los 100 años de la compañía, Omega presentó su mítico modelo Seamaster, un reloj robusto, deportivo y resistente al agua.

En 1952 Omega obtuvo el prestigioso Certificado de Cronómetro (COSC) para los movimientos de sus relojes. Su nueva gama de relojes clásicos llamada Constellation se entregaban con dicho certificado.

Bajo el liderazgo de Brandt, y a partir de 1955 el de Joseph Reiser, el grupo SSIH continuó creciendo, creando y absorbiendo alrededor de 50 compañías, entre las que se encontraba Lemania.

En 1967 Omega introdujo su línea De Ville, que en poco tiempo se convirtió en uno de los best sellers de la firma. Estos modelos pretendían representar una nueva elegancia urbana y por ello los relojes eran de líneas simples y de aspecto juvenil. Durante mediados de los sesenta y principios de los setenta, se forja la leyenda Omega: el Speedmaster llega a la Luna.

En los setenta, SSIH era el primer productor de relojes suizo y el tercero del mundo pero la aparición de marcas como Seiko o Citizen hicieron tambalear a la compañía, que acabaría fusionándose en 1983 con otro gran gigante del mundo de la relojería: Allgemeine Schweizerische Uhrenindustrie AG (ASUAG).

Un par de años más tarde, Nicolas Hayek, tomó el control de la compañía, fusionándola con Swatch y formando en 1998 SMH (Grupo Swatch), actual propietario de Omega.

En 1999 Omega introdujo su nuevo calibre 2500, que fue el primer movimiento con escape Co-Axial.

Hoy en día, Omega sigue siendo una de las marcas más reconocidas del mundo. Sus campañas publicitarias y sus atractivos modelos mantienen a Omega en la cúspide de las marcas de lujo de la relojería suiza.

Website: www.Omega.com