Historia del Casio G-Shock

El año 1983, el ingeniero de Casio Kikuo Ibe diseñó el primer reloj Casio G-Shock: DW-5000C.

DW 5000C GShock Andhora.com.jpg

Desarrolló el concepto "Triple 10": La vida útil de su batería era de 10 años, con una resistencia al agua de hasta 10 BAR y podía aguantar caídas de hasta 10 metros sobre una superficie dura (en su día probó más de 200 prototipos dejandolos caer desde los tejados o las ventanas del tercer piso de las oficinas de Casio al suelo).

El Casio G-Shock tiene uno de los diseños más duraderos en el tiempo que resiste una gran variedad de golpes.

Dispone de 10 capas que protegen el módulo central de cronometraje de LCD y cuarzo, al incluir una estructura que para los golpes recubierto de una goma de uretano, además de la caja de acero inoxidable, y el cristal de reloj es de cristal mineral endurecido.

Además, el fondo de caja está atornillado en acero inoxidable y el "módulo flotante" donde el cuarzo el mecanismo flota libremente en una cuna de espuma de uretano, y tanto los botones externos como el módulo LCD están unidos con cables flexibles.
 

Lanzamiento al mercado del Casio G-Shock

Casio lanzó al mercado el modelo G-Shock en el mes de Abril de 1983, destinado a un publico jóven y deportista, que quisieran un reloj resistente y duradero, sin miedo a que los golpes rompieran su reloj.

En los primeros años mantuvieron un nivel de ventas que iba en aumento, pero la popularidad de los Casio G-Shock aumentó de forma progresiva a lo largo de la década de 1990 con una estrategia de lanzamiento de modelos para todos los gustos.

Sólo durante el año 1998, Casio lanzó más de 200 modelos de G-Shock.

 

Más de 200 millones de G-Shocks vendidos

En ese año 1998, Casio había vendido 19 millones de unidades del G-Shock en todo el mundo. Ya había sobrepasado el éxito y entraba en la zona de modelo mítico.

En el año 1991, Casio lanzó la serie Baby-G, especialmente dirigida para mujeres, con un diametro de dial más pequeño y con colores adaptados al gusto femenino.

Otra variente son los G-Shock Mini, que son un 30% más pequeños que un G-Shock normal, para las personas que tienen muñecas más pequeñas. Únicamente se vendieron en Japón para el mercado asiático.

Y tras más de 20 años en el mercado, el 1 de septiembre de 2017, Casio celebró la fabricación número 100 millones de su afamado reloj G-Shock.